Carta del senador Amín al Presidente de la República sobre la difícil situación del Canal de Acceso a la Zona Portuaria de Barranquilla

Fecha

Barranquilla, 17 de marzo de 2017

Autor

Por: Jaime Amín

Barranquilla, 17 de marzo de 2017 (CD). Carta enviada por el Senador Jaime Amín al Presidente de la República, Juan Manuel Santos, en relación a la difícil situación por la que atraviesa el Canal de Acceso a la Zona Portuaria de Barranquilla. 

Texto de la carta: 


Barranquilla, 17 de Marzo de 2017

 

Doctor
JUAN MANUEL SANTOS CALDERÓN
Presidente de la República
Casa de Nariño
Bogotá, DC. 
Colombia


Señor Presidente

En mi calidad de representante político de este departamento, y en particular por quienes nos preocupamos por la competitividad de Barranquilla y el Atlántico, me permito dirigirme a usted para manifestarle mi absoluto rechazo por el evidente desinterés de su Gobierno para atender de manera inmediata la difícil situación por la que atraviesa el Canal de Acceso a la Zona Portuaria de Barranquilla.

Los hechos que son materia de investigación por parte de la Fiscalía General de la Nación alrededor del contrato de APP No. 001 de 2014 suscrito entre Cormagdalena y el Consorcio Navelena, cuyo socio mayoritario es la empresa brasilera Odebrecht, que involucran incluso al Banco Agrario, sumado al incumplimiento flagrante de la obligación contractual de este consorcio de mantener un calado mínimo de 11.43 metros para el canal de acceso, sin que su Gobierno haya tomado las medidas necesarias para caducarlo desde el año 2016, son muestra clara de la incompetencia de su administración para con los intereses de Barranquilla y el Atlántico. 

Esta misma situación, y me refiero a que a la fecha aún exista jurídicamente el referido contrato de APP, le impide a Cormagdalena y al Invias actuar de forma inmediata frente a la situación del canal de acceso, desconociendo que delegar la realización de actividades específicas de su resorte en el asociado Navelena, no los exime ni les extingue en el tiempo su responsabilidad constitucional y legal de mantener el calado del canal de acceso a la zona portuaria de Barranquilla. Por ello le pregunto: ¿Cuándo va a exigir que estas entidades retomen sus obligaciones?  Cuando acabará el incumplimiento de su gobierno frente a la situación del canal de acceso y del canal navegable de Barranquilla?   

Es pertinente recordarle, que durante una tercera parte del año 2016 (y por todo lo corrido del año en curso), el canal de acceso se mantuvo sedimentado, afectando considerablemente la economía del sector portuario, logístico, y con ellos, la competitividad de Barranquilla y el Atlántico, al no tener posibilidad de ingresar embarcaciones con el calado y con los volúmenes de carga que hoy exige el mercado global.  

En paralelo a la inadmisible e inexplicable situación anterior, Cormagdalena empezó en 2016 una agresiva campaña de súpervigilancia a todas las concesiones portuarias apostadas a lo largo de los 21 kilómetros de ribera de rio que bordean a Barranquilla, exigiendo el cumplimento de los contratos de concesión, específicamente, el pago de contraprestaciones portuarias con destino a las arcas de esta entidad y el cumplimiento de los planes de inversión, a la par que el Gobierno Nacional incumplía sus obligaciones frente a estos concesionarios, al no garantizarle las condiciones mínimas del canal de acceso y del canal navegable, para poder desarrollar el negocio que quedó plasmado en sus contratos de concesión.  ¿ Cómo es posible que obliguen al cumplimiento de las obligaciones contractuales dinerarias, si no garantizan las condiciones mínimas para que estos terminales puedan operar, y generar los ingresos para cumplirlas?. El calado del canal de acceso y el calado del canal navegable son responsabilidad de Invias y Cormagdalena respectivamente, y a la fecha estas incumplen su obligación sin disculpa alguna.  

Nuestra preocupación ante la pasividad de su Gobierno frente a esta situación, se incrementa frente a los tiempos que ha comunicado Cormagdalena para declarar la caducidad de la APP con el asociado Navelana. Han manifestado que el 5 de abril es la fecha límite. Si ello es así, por los procedimientos legales de contratación pública, esta entidad tardaría, por lo menos 5 meses, para lograr tener una draga en Barranquilla. Para esa época, la competitividad de la ciudad y la economía portuaria estarán seriamente afectadas, sin contar con la reputación de Barranquilla, que podría recibir una estrella negra como ciudad puerto.

Dicho lo anterior, le exigimos que utilice las herramientas constitucionales que su fuero le permiten: declare Señor Presidente el Estado de Emergencia para la zona o inste a Cormagdalena y/o al Invias, para que declaren, sin vacilaciones, junto con la caducidad del contrato de APP referido antes, la Urgencia Manifiesta y en virtud de ella, se contrate, sin demora alguna, las obras de dragado del Canal de Acceso al Puerto de Barranquilla. 

En espera de su pronunciamiento,  


Cordialmente,

 

 


JAIME AMIN HERNANDEZ                      
Senador de la República.                       

Se remite Copia de esta comunicación a:

  Señor Ministro de Transporte doctor Jorge Eduardo Gómez 
(ii)  Señor Director (e) de Cormagdalena doctor Luis Fernando Andrade 
(iii) Señor Director de Invias doctor Carlos García.
(iv) Señor Alcalde de Barranquilla
(v) Señor Gobernador del Atlántico