Reflexiones en tiempos del Covid 19

Por: John Harold Suárez Vargas
Senador de la República

Desde el primer caso de coronavirus reportado en América Latina, que ocurrió el pasado 26 de febrero en Brasil hasta la fecha, se registran alrededor de 25 mil personas contagiadas en la región, colocando a Colombia en el 9 lugar entre 20 países. Aunque la cifra ya supera los 1.300 y dejan 32 muertes a la fecha, realmente los resultados de las medidas que se han adoptado son satisfactorias, comparadas por ejemplo, con el país vecino Ecuador.

Todos hemos visto por redes sociales y en otros medios de comunicación, las tristes imágenes de lo que sucede en Guayaquil, la falta de tomar medidas a tiempo, como las que realizó el presidente Iván Duque, deja a la fecha más de 172 muertos y 3.465 contagiados. El día de ayer, el vicepresidente de Ecuador Otto Sonnenholzner, reconoció el deterioro de la imagen internacional y pidió disculpas públicas por lo que tristemente sucede en su país y que se salió de control.
Sólo hasta que vemos los ejemplos del exterior, incluyendo Estados Unidos, es cuando podemos decir, que tenemos un gran líder manejando los destinos de nuestro país. Sabemos que en este tiempo de cuarentena, los esfuerzos del gobierno nacional están enfocados a fortalecer con infraestructura, cobertura y calidad en la atención hospitalaria del país, además de blindar con asistencia social a las más de 8 millones de familias colombianas.

Paralizar a un país y los sectores económicos como la industria, el comercio, el entretenimiento, entre otros, no es una decisión fácil de tomar, pero esta cuarentena no hubiese sido posible si este gobierno no se hubiese apretado el cinturón desde tiempo atrás, cuando eliminó la repartición de mermelada, redujo el gasto público y con ello, se ha permitido apropiar recursos para atender una crisis que ningún país veía venir.

No es momento entonces de criticar, ni cuestionar, todo lo contrario, es momento de agradecer, de apoyar, de colaborar y de unirnos. Son muchos los esfuerzos institucionales que adelantan desde un alcalde hasta un ministro, todos estamos enfocados en la misma tarea. Pensemos entonces que hay países en los que la epidemia está arrasando con la población dejando a los mandatarios abrumados e impotentes frente al alcance de la tragedia.

Invito a todos los colombianos que le pidamos al Todopoderoso durante esta semana mayor, para que proteja nuestra nación y siga orientando las decisiones del presidente. Es tarea de cada ciudadano acatar las medidas que se han tomado, porque de ello depende que ganemos esta batalla.

× WhatsApp - ¿Cómo puedo ayudarte?